lunes, 7 de mayo de 2007

El mètode Grönholm

Ayer por la tarde pude disfrutar de nuevo de una de esas mágicas tardes en el teatro. Fui a ver "El mètode Grönholm", una genial obra de Jordi Galceran, dirigida por Sergi Belbel, que lleva en cartel desde mayo de 2003... por algo será, ¿no?

Supongo que has oído hablar de ella, incluso es muy posible que la hayas visto. Es más, diría que yo era de las pocas personas que aún no habían ido a verla. Por fin ayer pude hacerlo y te aseguro que salí encantada. El tema de por sí ya te llama la atención: cuatro candidatos se presentan a la fase final de una serie de pruebas de selección que convoca una multinacional.

Hasta ahí algo muy normal, si no fuera porque las pruebas no son nada convencionales y se pondrá a prueba el aguante, la sangre fría y los escrúpulos de los candidatos hasta el límite. Es curioso darse cuenta de la crueldad que se pone de manifiesto a veces en las relaciones laborales, y cómo se puede perder la perspectiva de que son personas las que conforman la plantilla de una empresa.

Además del lado cruel de la trama, no faltan los momentos cómicos, y tu participación como espectador, que intenta averiguar en todo momento qué es verdad y qué es mentira de todo lo que ve y oye.

Por increíble que parezca, las pruebas a las que son sometidos los candidatos están inspiradas en técnicas auténticas de selección de personal, sacadas de manuales de la materia. En la obra son llevadas hasta las últimas consecuencias, con la comicidad y lo absurdo que esto puede suponer.

En fin, no te cuento más por si quieres ir a verla. Yo, lo próximo que haré será ver la peli "El método" de Marcelo Piñeyro, que trata sobre el mismo tema y me huelo que no me defraudará.

Por cierto! Como nota curiosa te contaré que mientras esperaba a mis amigos en la puerta del Poliorama, media hora antes del comienzo de la obra, un coche aparcó en la puerta y bajó de él Jordi Díaz. A su lado bajó una señora, que debía ser su madre porque le colmaba de besos y abrazos mientras se despedía de él. Se notaba que era el día de la madre...

21 comentarios:

querida_enemiga dijo...

La obra no, pero la peli sí la he visto y me gustó mucho. Supongo que no te defraudará.

alex- dijo...

Me comentaron que era un pelín dura( estuve a punto de ir a verla en Madrid).¿tanto te gustó?.
Besos.

el fantástico amante de pástico dijo...

iremos en tropel...

juan rafael dijo...

Yo también he visto la película y, por añadir algo más que "querida enemiga", la ví en Valencia, en los Albatros y un rollo de la película la exhibieron en tono verde. Serán ecológistas. La pelí, bien.

chapete dijo...

si me hicieran perrerias a mi en la vida real,los mandaba yo a tomar por culo pero rapido...Espera,si ya me hacen perrerias!!!!
Tengo que replantearme mis relaciones laborales...


Chauuuuuuuuu

Miguel dijo...

La película es la polla, pero tengo que confesar que no he visto el montaje de teatro. Una chica que conozco ha estado a punto de dirigirla este año en el grupo de teatro universitario en el que estoy.

El de esa entrada es un dinerito bien invertido.

Belén dijo...

Yo vi las dos, el montaje teatral y la peli, y las recomiendo ambas... Una es muy brutal y la otra muy bien interpretada...

Te dejo un beso muy fuerte lara!!! ;)

Alba y Alvaro dijo...

Pues no la hemos visto, pero por supuesto hemos oído hablar de ella. Hija, si es que con tanto niño nos tenemos que conformar con Spiderman y Harry Potter. Ultimamente, el teatro lo tenemos un poco abandonado. Habrá que ponerse las pilas. Gracias por tu recomendación.

Besos desde el agua.

Mikel dijo...

El método Grönholm pone de manifiesto la crueldad en las relaciones laborales. porque no importa quiénes somos ni cómo somos, sino lo que aparentamos ser. Nuestra auténtica identidad no le importa a nadie. Competencia, competitividad,y egoismo en estado puro.
Beso en el debe abrazo en el haber.

Hermes dijo...

Pues si te consuela no eres la única que no la había visto....

Besos morbosos

Anónimo dijo...

Hace un año que la vi y me gusto mucho, la verdad es lo mejor de las carteleras de teatro,.. quien no lo haya visto qeu la vaya antes qeu se acabe !!no te puedes quedar sin verla.
besos lara!!

Rick dijo...

Yo vi la película hace tiempo y me sorprendió mucho. Fue una de las películas españolas que más me gustó de ese año y no me suele gustar el cine patrio. Buen gusto tienes.

toni dijo...

acabo de encontrar tu blog...te seguire visitando.
Un beso

El veí de dalt dijo...

Lara,
la obra de teatro mil veces antes que la peli. No hay color. Pero ve y compara...

Gregorio Verdugo González-Serna dijo...

En las empresas somos simples números, como en una transacción comercial cualquiera, que van cambiando intermitentemente de columna. Como en un extracto bancario cualquiera.
Un beso.

churra dijo...

Habia oido hablar de ella y vi un reportaje sobre "El metodo " a falta de teatro pillare la peli .
Besos.
(esto de ser de provincias es lo que tiene , ya te dije )

Sergion dijo...

Me planteé en varias ocasiones ir a verla... Me lo apuntaré. ¡Gracias por la recomendación Lara!

Un fuerte abrazo

Tako dijo...

Yo tengo apuntada verla y del mes que viene no pasa (de verdad, de la buena).

Un gran beso-

Itoitz dijo...

A mi me gustó la pelicula, la obra de teatro no la pude ver (y eso que se representó a escasos metros). en fin, casualidades...
Un abrazo.

Lara dijo...

QUERIDA_ENEMIGA: Gracias por el consejo, seguro que sí. Ya te contaré.

ALEX-: Un pelín dura sí es, Álex, pero no más que la vida misma. Yo te la recomiendo.
Un beso.

EL FANTÁSTICO AMANTE DE PÁSTICO: Claro, claro... en tropel...
Un saludo.

JUAN RAFAEL: Gracias a ti también por el consejo.
Un saludo.

CHAPETE: El hijo pródigo ha vuelto!! ¿Replantearse? Como te pongas a replantearte según qué cosas... no sé cómo puede acabar todo.
Un saludo!

MIGUEL: Pues sí, el teatro es caro, pero si ves una buena obra no te importa haber pagado ese precio.
Gracias, Miguel.

BELÉN: Gracias!! Un beso y un fuerte abrazo, guapa.

ALBA Y ÁLVARO: Es que cuando hay niños... ellos ganan, jeje.
Besos.

MIKEL: Las apariencias importan más de lo que deberían.
Besos acreedores.

HERMES: ¿Tú tampoco? Pues anímate!
Morbosos besos.

ANÓNIMO: Besos también. ¿Y tú eres...?

RICK: Debo tener buen gusto, por eso frecuento tu casa y tus conversaciones.
Besos.

TONI: Gracias!! Ahora voy a verte.

EL VEÍ DE DALT: De eso no me cabe ninguna duda. Yo suelo disfrutar más con el teatro. Gracias, Veí!!

GREGORIO VERDUGO: Afortunadamente, no siempre es tan drástica la realidad como la pintan en esta obra, aunque a veces reconozco que la realidad supera a la ficción.
Un saludo!

CHURRA: De provincias, jeje! Ya sé, ya, y me suena.
Un beso, guapa.

SERGION: Apunta, apunta.
Y apúntate un beso también.

TAKO: Cuando la veas, me lo cuentas.
Otro gran beso.

ITOITZ: Hacía tiempo que no te veía por aquí, Itoitz. Me alegra verte.
Un abrazo fuerte.

Juan Pablo dijo...

Bien ché, buen resumen. No veo la hora de ir a ver la obra.
Un beso.